Reforma de baños

4 razones para cambiar tu bañera por un plato de ducha

1 Comentario

Si vives en una casa con una cierta antigüedad, estoy seguro de que hay algo que lleva rondando tu cabeza desde hace tiempo. Ese algo es lo siguiente: ¿para qué tengo una bañera si no la utilizo nunca?

Antiguamente las viviendas eran más grandes y el espacio dedicado al cuarto de baño también solía ser más amplio. Como la vida era menos ajetreada, la gente tenía tiempo para darse un relajante baño. Pero reflexiona, aunque solo sea un momento, sobre cuándo fue la última vez que tuviste 20 minutos libres para dedicarlos a un baño sosegado. Lo cierto es que tener una bañera para usar exclusivamente la ducha es algo que no tiene ningún sentido. Por eso en este artículo te vamos a dar una serie de razones por las que deberías reemplazar ya tu antigua bañera por un precioso y moderno plato de ducha.

1. Cambiar bañera por plato de ducha te permite ampliar el espacio de tu cuarto de baño

La tendencia actual nos marca que los cuartos de baño cada vez sean más pequeños. Si a eso le unimos que cada vez necesitamos más espacio de almacenaje, los cuartos de baño normales se convierten en estancias incómodas, abigarradas, llenas de objetos y trastos… tenemos claro quién es el culpable. Esto ocurre básicamente porque las bañeras ocupan una parte importante del espacio útil del baño.

¿Pero qué ocurriría si nos deshiciésemos de ese elemento tan voluminoso? Yo te lo diré: si sustituyes la bañera por un plato de ducha conseguirás un montón de espacio para colocar armarios, toalleros o estanterías. La decisión más inteligente es la de eliminar ese molesto accesorio que apenas se usa.

2. ¿Para qué quieres una bañera en la que no te bañas?

Estoy convencido de que en el último año no te has bañado ni una sola vez. Por eso no tiene sentido mantener una bañera que no cumple con la función para la que se fabricó. Hoy en día apenas tenemos tiempo para el aseo personal. La vida diaria nos exige arreglarnos a toda velocidad y todos tenemos que ducharnos en el menor tiempo posible.

Además, el uso de la ducha es mucho más ecológico, ya que permite un ahorro de agua mayor que si optásemos por el baño. ¿Sabes la cantidad de agua que se desperdicia en un baño? Aunque las cantidades son variables, para que te hagas una idea con la ducha gastas 15 veces menos agua que con el baño.

3. La bañera y los problemas de movilidad

La gente mayor sabe que meterse en una bañera es una tarea complicada. Asimismo, el acceso y la permanencia también es peligroso si el material de recubrimiento de la bañera es resbaladizo (independientemente de tu edad, nadie está exento de sufrir un resbalón en el momento más insospechado).

En los casos de familias en las que hay ancianos con poca agilidad, así como personas con problemas de movilidad o discapacitados, el “cambiar bañera por plato de ducha” se vuelve totalmente imprescindible para garantizar una mínima calidad de vida.

4. Mejora el aspecto estético de tu cuarto de baño

Lo mejor es la libertad de elección que tienes, ya que hay una gran gama de modelos y acabados de platos de ducha que siempre son más baratos que cualquier bañera del mercado. Estéticamente el resultado final queda mucho más bonito que con la antigua bañera cubierta con cortinas de plástico, que achican todavía más el espacio interior del cuarto de baño ofreciendo a la par una imagen desagradable, sucia y poco acogedora.

Con el plato de ducha puedes crear un conjunto más armonioso e higiénico añadiendo una mampara de cristal, que le dará un toque vanguardista y minimalista a tu cuarto de baño.

Quiero hacerlo… ¿pero no será una obra complicada y cara?

Somos conscientes de que hay personas a las que el mero hecho de plantearse una reforma en casa les provoca urticaria. Pero una de las obras más baratas y menos molestas es, sin ninguna duda, la sustitución de la bañera por un plato de ducha.

Este tipo de intervenciones se hacen a una velocidad alta y a un precio muy bajo. Si no deseas embarcarte en una reforma integral de tu cuarto de baño, es posible realizar únicamente el cambio de la bañera y la colocación del plato de ducha.

Otro punto muy positivo es que apenas se generan escombros. Y como el espacio que sobra al retirar la bañera se suele recubrir con material sobrante de otras ocasiones, el coste también se reduce bastante.

En Reformas Duaba queremos ayudarte. Pide presupuesto sin compromiso aquí.

Tags: Reforma de baños

1 Comentario. Dejar nuevo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Menú

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies